Cómo asumir la responsabilidad individual en 3 pasos sencillos

Verificado por Mindmonia
Verificado por Mindmonia

Utilizamos estudios científicos en nuestros artículos

Mujer sonriendo

¿Te gusta culpar a otras personas y negar tus propios errores, incluso si sabes que tú causaste el problema? Si respondiste a cualquiera de estas preguntas, entonces podrías tener conflictos para asumir tu responsabilidad individual. 

No es tan fácil asumir la responsabilidad de tus acciones. Requiere coraje, grandeza, aceptación y una evaluación honesta de la situación. Después de todo, no a cualquiera le gusta admitir sus errores. 

Sin embargo, ¿por qué es tan importante la responsabilidad? 

La responsabilidad individual es especialmente importante porque te permite vivir tu vida de forma más auto-determinada. Te da la libertad y la sensación de tener un control completo sobre tu propia vida. Esto, a su vez, trae otras ventajas. 

En este artículo, primero explicaremos qué es la responsabilidad individual y por qué es importante. Luego veremos los síntomas de la falta de responsabilidad individual y finalmente explicaremos cómo puedes tomar responsabilidad en tu vida.

Dirígete a cualquiera de las secciones siguientes:

¿Qué es la responsabilidad individual?

En pocas palabras, la responsabilidad individual (también llamada responsabilidad personal) significa defender tus acciones y hacerte responsable de ellas, sin importar si las consecuencias de éstas son positivas o negativas.

La responsabilidad individual es parte de un fuerte sentido de responsabilidad y tiene como objetivo agudizar la percepción de tus acciones. Se basa en los siguientes pilares:

  • Equidad 
  • Honestidad
  • Valentía
  • Respeto
  • Responsabilidad

Sin embargo, asumir la responsabilidad individual no significa que te culpes continuamente por todo lo que es negativo o lo que no funciona.

Hay muchas razones por las que deberías establecer una forma de pensar en la que te veas a ti mismo/a como responsable de todo. Esto te hará sentir que tienes el control de tu propia vida. Sin embargo, debes distinguir entre las cosas en las que puedes influir y las que no.

¿Por qué es importante la responsabilidad?

Grupo de mujeres riendo

Un fuerte sentido de responsabilidad personal te ayudará a avanzar en las áreas más diversas de la vida. 

Carrera

Además de las habilidades analíticas, muchos empleadores buscan personas con un fuerte sentido de la responsabilidad individual y la rendición de cuentas. Si trabajas con personas que se niegan a aceptar la responsabilidad, como un narcisista, por ejemplo, sabrás por qué las empresas lo hacen.

Autoprotección

No obstante, la responsabilidad personal también es importante para la autoprotección. Eres responsable de tus propias acciones. Esto incluye diferentes áreas como tu salud física y mental, la nutrición o tu plan de pensiones.

Si dejas todos estos asuntos completamente fuera de tu alcance, incluso sin darte cuenta, también abandonas la responsabilidad y el control. Sin embargo, con mayor responsabilidad personal, aún wb asuntos difíciles y de largo plazo, te aseguras de obtener los mejores resultados.

Felicidad

Si quieres ser feliz en la vida, la responsabilidad individual es clave. Ya sea que tengas problemas en tu vida privada o en el trabajo: sólo tú eres responsable de ser feliz. Si algunas circunstancias te molestan, cámbialas.

Con mayor responsabilidad individual, sientes el control que tienes sobre ti mismo/a y tu vida. Esto te motivará a dejar tu zona de confort y cambiar las cosas que te molestan. 

Incluso si no puedes cambiar las cosas con tu aporte directo, puedes cambiar tu actitud hacia ellas. No importa cómo lo cambies, ya no vivirás tu vida determinada por los demás. Al contrario, la vivirás de la manera que quieras vivirla, lo cual te hará feliz. 

En pocas palabras, la responsabilidad individual resulta en más autodeterminación.

Más autodeterminación, a su vez, puede conducir a una motivación más intrínseca.

La falta de responsabilidad – Síntomas

¿Cómo te das cuenta de que te falta responsabilidad personal? En Mindmonia hemos recopilado para ti los síntomas más comunes.

Miedo a la responsabilidad

La falta de responsabilidad individual suele ser causada por el miedo.

En muchos casos, asocias la responsabilidad con algo negativo, como el castigo. Si en el pasado evitaste con éxito la responsabilidad, y por lo tanto también el castigo, esto puede convertirse rápidamente en un hábito.

Si el castigo es inminente, pregúntate: «¿Qué es lo peor que puede pasar?»

Aunque seas castigado/a por ello, aprenderás de tu error y no volverás a cometerlo porque has aprendido la lección.

Huyendo de los problemas

Hombre levanta sy cabeza

Si no tienes responsabilidad individual, es probable que estés huyendo de tus problemas. Esto se debe a que la responsabilidad está estrechamente ligada a un fuerte sentido de la realidad. Sin responsabilidad individual, vives en tu propio mundo. 

Al contrario, esto significa que si tomas la responsabilidad de tus acciones, te enfrentas a la verdad y trabajas consistentemente para encontrar soluciones.

Si niegas rigurosamente cualquier error para evitar las consecuencias, no te desarrollarás. Pierdes la oportunidad de aprender algo nuevo y te quedas atascado/a en el momento.

Culpar a los demás

El tercer y probablemente peor síntoma de la falta de responsabilidad individual es el hecho de culpar a los demás. Al hacerlo, no sólo te perjudicas a ti mismo/a, sino que también te arriesgas a entrar en conflictos con los demás. 

Hay una gran diferencia entre «esto no es mi culpa» y «esto es tu culpa».

Si le echas la culpa a otra persona (inocente), puedes meterla en serios problemas. Esto no sólo daña tu relación con la persona acusada, sino que a largo plazo, corres el riesgo de que no te tomen en serio. En el peor de los casos, podrías incluso enfrentarte a consecuencias más desagradables. 

Asume la responsabilidad de tus acciones – Paso a paso

La responsabilidad individual tiene muchas ventajas. Es una habilidad que se puede aprender con la práctica. Aquí encontrarás una guía paso a paso de cómo asumir la responsabilidad en tu vida.

Paso 1: Auto-reflexión

El primer paso es reflexionar sobre por qué quieres mejorar tu sentido de la responsabilidad. Toma conciencia de las ventajas para ti y para los demás. Internaliza en qué situaciones actuaste responsablemente en el pasado y en cuáles culpaste a otros. 

Después, hay dos cosas tangibles en las que tienes que trabajar: las acusaciones y las quejas.

Las acusaciones, sin importar de qué manera, siempre son malas. Cuando se acusa a alguien, se critica su comportamiento, a menudo sin conocer los hechos exactos. Por ejemplo, la persona a la que acusas de cometer un error se sentirá personalmente ofendida en la mayoría de los casos. Esto a menudo conduce a una mala comunicación y a la desconfianza.

¿Por qué las acusaciones son perjudiciales para responsabilidad propia? Acusar a los demás es un mal hábito o se expresa como ello. Esto significa: Si a menudo culpas a otras personas, hay una alta probabilidad de que transmitas tus propios errores.

Quejarse también es tóxico para ti y para los que te rodean. Al quejarte, te pones en el papel de víctima. Tienes la sensación de que las cosas te pasan sin poder cambiarlas. Esto es precisamente lo contrario de lo que significa la responsabilidad individual.

Otra desventaja de quejarse es que desarrollas el hábito de ver las cosas como irresolubles o imposibles. Si a menudo te quejas de algo sin cambiarlo, aceptas la situación tal como es.

Las acusaciones y las quejas evitan la transformación y te impiden asumir la responsabilidad de tus acciones. Si eliminas estos dos factores de tu vida cotidiana, te será más fácil pensar y actuar con responsabilidad.

Paso 2: los 5 pilares de la responsabilidad individual

Mujer parada sobre piedras

Como ya se ha mencionado, la responsabilidad personal se basa en las siguientes cinco cosas:

  • Equidad 
  • Honestidad
  • Valentía
  • Respeto
  • Responsabilidad

Equidad

La equidad es esencial para evitar acusar a otros de cosas de las que no son responsables ni culpables. Si tratas a los demás de forma justa, es menos probable que los culpes de tus problemas o errores.

Esto te ayuda a asumir la responsabilidad individual.

Honestidad

El segundo pilar de la responsabilidad individual es la honestidad. Honestidad hacia los demás, pero sobre todo, debes ser honesto/a contigo mismo/a. Si te encuentras en una situación en la que te has equivocado, pregúntate: «¿Por qué las cosas salieron de esa forma? ¿Fui yo la razón de ello, y tuve control sobre el resultado de la situación?» 

A través de la auto-reflexión, te aseguras de ser honesto contigo mismo/a. Si eres la razón de algún error, entonces reconoce el error. La sensación de ser honesto/a contigo/a mismo/a hace que sea mucho más cómodo. 

Valentía

La valentía es también un componente importante cuando se trata de la responsabilidad individual. Muchos ven los errores como debilidades, por lo que se necesita valor para admitirlos. Sin embargo, si ves los errores como una oportunidad de aprender algo nuevo, en lugar de una debilidad, encontrarás que es más fácil asumir la responsabilidad de ellos. 

También debes aprender a enfrentar tus miedos, independientemente de la responsabilidad personal. Si estableces el hábito de enfrentarte a los miedos (lo ideal es que los enfrentes), el miedo desaparecerá.

Respeto

Si eres responsable de ti mismo/a, tratas a los demás con respeto. Los aceptas como son, pero lo más importante es que te respetas a ti mismo/a y a tus decisiones y las defiendes. 

También respetas el excelente desempeño de los demás y los aprecias por ello.

Responsibilidad

El quinto y último componente es la responsabilidad. Debes ser consciente de que tus acciones siempre tendrán un impacto en ti y en tu entorno. 

Es tu responsabilidad si un problema resulta de tus acciones. Lo mismo se aplica a los logros. Ser consciente de esta responsabilidad no es suficiente, también debes ser activo/a y aceptarla. 

Una vez que domines estos cinco pilares, equidad, honestidad, coraje, respeto y responsabilidad, entenderás lo que significa asumir la responsabilidad propia.

Paso 3: regularidad

En este artículo, anteriormente describimos que las acusaciones y las quejas son malos hábitos que se cuelan en tu vida rápidamente. Sin embargo, esto sólo puede suceder si acusas a la gente o te quejas regularmente.

Como sabrás, la regularidad es la clave de los hábitos. En este contexto, significa que si quieres aprender a asumir la responsabilidad propia, tienes que hacerlo con regularidad. 

He aquí un sencillo ejercicio que puedes aplicar en la vida diaria: 

La próxima vez que te encuentres en una crisis, como por ejemplo, cuando no cumplas con un plazo en el trabajo, pregúntate a ti mismo/a: «¿Por qué no cumplí con la fecha límite?»

Enumera las razones y construye una cadena de causa-efecto. ¿Quizás la fecha límite no fue planeada de manera realista desde el principio? Si es así, ¿por qué no lo comunicaste a tiempo? ¿Quién es responsable de que la entrega no se haya realizado? ¿Tú, como la persona que tenía que hacer la entrega, o tu jefe o jefa que establece los plazos?

Con este pequeño ejercicio, puedes analizar críticamente cada situación y observar más de cerca las circunstancias que llevaron al problema (o al éxito).

Conclusión

Hay muchas buenas razones para asumir la responsabilidad personal en tu vida. Te permite vivir una vida más autodeterminada y desarrollarte personalmente.

Lo mejor de todo: la responsabilidad personal es una habilidad que puedes aprender.

Con la guía de 3 pasos que te proporcionamos, deberías ser capaz de trabajar en ti mismo/a y desarrollar tu responsabilidad individual en poco tiempo.

Probablemente el paso más crítico aquí es que te sometas a una extensa auto-reflexión y trabajes en tus hábitos.

El mindfulness en la vida diaria puede ayudarte a identificar los hábitos más rápidamente y, en consecuencia, facilitarte el trabajo en ellos.

Si quieres aprender más sobre Mindfulness, suscríbete a nuestro boletín de noticias gratuito justo debajo de este artículo. Gracias por leer. 

Share on whatsapp
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Vive mejor con nuestro boletín
de mindfulness, es gratis

Leer más artículos seleccionados

Éxito! Por favor, revisa tu bandeja de entrada para confirmar tu correo.

(Es fácil)

Sólo tienes que ir a tu bandeja de entrada, abrir el correo de Mindmonia, y hacer clic en el enlace. ¡Ya está!

PD: Si no ves un email de confirmación en tu bandeja de entrada, por favor revisa tu carpeta de spam.

Vive mejor con classes de yoga y meditación.